¿Puedes usar cámaras para el coche? Todo lo que debes saber

0
5
Dashcam

Puede que lo hayas visto alguna vez en algún vehículo o que estés pensando comprar una: las cámaras para coches o dashcam. Permiten grabar el interior o el exterior del vehículo y pueden colocarse como una especie de GoPro para coches. Puedes usarla siempre que no dificulten el campo de visión del conductor aunque hay mucha controversia con ellas: ¿son totalmente legales? ¿para qué se usan? Repasamos todo lo que debes saber, además de algunos de los mejores modelos si finalmente te decides a comprar uno de estos aparatos.

Estas cámaras para coches son muy interesantes si vas a hacer un viaje, en un coche alquilado o propio, por rutas y paisajes bonitos que merezca la pena recordar. Seguro que alguna vez has viajado o conducido por carreteras que parecen idílicas o de película y que echas de menos haber podido guardar las imágenes. En estos casos, puedes grabarlo todo y volver siempre a ellas si vas a viajar por la Selva Negra en Alemania o si vas a hacer la Ruta 66 en Estados Unidos.

¿Es legal?

Es complejo decidir si es o no legal porque depende. Depende del uso. En la Dirección General de Tráfico indican que en España es legal tener una cámara instalada en el salpicadero del coche pero dependerá del uso que vayas a darle a las imágenes que grabes. Si las usas de forma doméstica es totalmente legal. Para grabarte cuando vas en coche o para grabar el camino que haces si quieres hacer un video de viajes, por ejemplo. En ese caso, no pasa nada y es totalmente legal. Pero no lo es si grabas a otras personas.

Por ejemplo, no puedes usar una cámara de coche para grabar qué ha ocurrido en caso de un accidente porque no puedes “divulgar” vídeos de personas o de vehículos identificables (si sale la matrícula lo sería) sin su consentimiento. En este caso, estaríamos haciendo algo ilegal. Tampoco puedes grabar a las personas que pasan por la calle si está el coche aparcado. Puedes hacer grabaciones domésticas en la vía pública sin ningún problema pero, según recoge la ley, “la captación de imágenes de las circunstancias del tráfico de forma continuada se ajustaría al concepto de vigilancia”. Y esto no es legal: se trata de una competencia exclusiva para las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad según la Ley Orgánica 4/1997.

Tipo de grabación y usos

Como conclusión, ¿cuándo sí y cuándo no puedo usar estas cámaras para coches o populares dashcams? Puedes usar grabaciones con una cámara para coches si lo haces de forma íntima. Si quieres ir grabando imágenes del paisaje que hagas por los campos de la Bretaña francesa. No hay problema si no las subes a Internet si es de uso doméstico. En cambio, si las publicas ya podríamos entrar en problemas con protección de datos. En cambio, no podemos usar una cámara para coche si lo que queremos es tener fotografías o vídeos de posibles accidentes, por ejemplo, o de infracciones. Tampoco si queremos grabar qué ocurre en nuestro aparcamiento en caso de que algún vecino nos dañe el coche porque no podremos utilizar la grabación para vigilar, como hemos explicado en párrafos anteriores.

Pero también hay un tercer factor: la propia cámara. Dependerá de si la cámara hace una grabación continuada o no, si la activamos cuando queramos. Se considera que sólo las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad pueden hacer una grabación continuada pero es totalmente legal hacer grabaciones domésticas en la vía pública. En ese caso, al tratarse de un uso puntual como si grabamos con el móvil en una calle, no estaríamos haciendo algo ilegal ni podría considerarse videovigilancia.

Entonces ¿para qué puedo usarla?

Si no quieres meterte en problemas, te resumimos la conclusión: puedes usar cámaras para coches pero puedes usarlas para grabarte tú. Para grabar qué pasa dentro del coche si quieres grabar al copiloto o quieres hacer un vídeo de viajes o excursiones, siempre y cuando no cometas ninguna infracción de tráfico y conduzcas correctamente. También puedes grabar temporalmente el paisaje mientras estás en el coche, sin necesidad de usar las manos: puedes activarla cuando arranques e ir grabando para luego montar un vídeo que guardar como recuerdo de tu viaje, por ejemplo. Pero tú controlarás cuándo y dónde grabas y no será una videovigilancia continua. Estas imágenes no pueden difundirse si aparecen otros coches o personas: subir fotografías a las redes sociales de personas o datos como las matrículas es ilegal y denunciable así que no podrías darle este uso.

¿Qué dice la DGT?

La propia DGT publica en su revista número 240 (de abril de 2017) un artículo sobre la controversia de las dashcam o cámaras para coches. No hay una postura oficial ni definida. “De momento estamos estudiando algunas sentencias que pueden ser de interés y también la perspectiva de la protección de derecho a la intimidad pero carecemos de estudios específicos. También estamos en contacto con colegas europeos para compartir con ellos sus experiencias, aún en fase preliminar”, explica el jefe de la Unidad de Ordenación Normativa de la DGT, Javier Villalba.

También Villalba indica y concluye: “lo que no está permitido, y por tanto es sancionable, es manipular esas cámaras mientras se conduce”. Por el momento, la normativa es la misma que incluye este artículo de 2017: puedes usarla, depende del uso y nunca cuando estés conduciendo porque podrían sancionarte con hasta 200 euros o varios puntos en el carnet de conducir, además de los peligros que conlleva.

Comprar cámaras para el coche

Una vez que tenemos claro qué podemos y no hacer, más o menos, repasamos algunas de las mejores cámaras para coches que puedes comprar en Amazon según cuánto dinero quieras gastarte o qué necesites. Tener esta cámara es totalmente legal y comprarla también por lo que te enseñamos algunos modelos.

Qué debemos tener en cuenta

A la hora de comprar una cámara para el coche debemos tener en cuenta una serie de aspectos muy interesantes.

  • La calidad de la grabación es fundamental si quieres que se vea nítido
  • El campo de visión que permite si quieres grabar lo que te rodea
  • La forma de carga, a la hora de alimentar la batería
  • Cómo va colocada: ventosa, salpicadero, retrovisor…
  • Grabación de emergencia automática (no en España pero si puedes usarla en otros países en los que sí esté permitido la grabación o videovigilancia)
  • Almacenamiento interno o ranura para tarjetas microSD

Aukey Cámara coche

La de Aukey es una de las mejores cámaras para coches que puedes comprar, con resolución de grabación 4K ultra nítido y con un campo de visión de 157 grados perfecto para capturar todo el paisaje si vas a ir de excursión. Tiene dos puertos de cargador para el coche y se coloca a través de una adhesivo 34M en el salpicadero. Tiene una duración de batería de unas diez horas de grabación en 4K e incluye una tarjeta de 128 GB para almacenar el contenido. Una de las cosas interesantes es que el modo de grabación se activa automáticamente cuando te pones en marcha por lo que no grabará cuando estés parado o aparcado. Se detendrá solo cuando aparques el motor.

También tiene un modo de grabación de forma automática en caso de captar accidentes inesperados pero recuerda que no puedes difundir estas imágenes ni utilizarlas para el seguro aunque quizá pueden serte útiles si viajas a otros países donde sí. O simplemente para saber tú qué ha ocurrido. Es una de las mejores en cuanto a calidad y a opciones y tiene un precio por debajo de los 100 euros.

APEMAN

Apeman es otra de las marcas habituales que encontramos si buscamos cámaras en Amazon a buen precio, normalmente cámaras de acción. Cuesta menos de 50 euros y permite grabación FullHD 1080p con alta resolución. Tiene una pantalla de control LCD de 3 pulgadas con la que podrás ir viendo qué has grabado o qué estás grabando o donde podrás comprobar la memoria o las opciones siempre y cuando no estés conduciendo en ese momento. También ofrece un buen ángulo de visión con 170 grados con campo super amplio para capturar todo lo que te rodea.

Como la anterior, cuenta con un sensor incorporado que promete detectar colisiones o sacudidas repentinas aunque no es algo que puedas usar en España. Es fácil de configurar y tiene todo tipo de opciones como grabación en bucle o visión nocturna.

Cámara coche dashcam Jimi

Esta cámara de coche incorpora un panel OLED de 3 pulgadas y tiene una grabación dual por lo que permite grabar con cámara frontal y trasera. Tiene campos de visión de 170 grados y 140 grados y conseguirás una vista completa y total de todo el vehículo. También tiene grabación continua en bucle o la opción de controlar todos los ajustes desde la pantalla como el G-Sensor que detecta movimiento inesperado, por ejemplo. Cuenta con conexión WiFi por lo que permite que envíes fácilmente el contenido a tu teléfono móvil o a tu ordenador e incorpora un rastreo GPS que permite ir registrando las diferentes ubicaciones.

Es una opción mucho más cara que las anteriores porque su precio supera los 120 euros pero puede ser recomendable si buscas algo más completo, con grabación dual y con súper visión nocturna. Aunque ten en cuenta que muchas de las funciones que incorpora esta cámara pueden no servirte para nada por estar incumpliendo determinadas normas o leyes.

Augoss Dash Cam

Con un sistema sencillo de ventosa para poner o quitar, la de Aigoss es una de las más asequibles de Amazon si buscas cámaras para coches. Tiene también una pantalla LCD de tres pulgadas, sensor de movimiento o colisión, detector de movimiento, monitorización de estacionamiento… Tiene un precio de menos de 40 euros y, como otras de esta lista, incorpora todo tipo de opciones o monitorización de movimiento cuando detecte que hay alguien en el coche. Es fácil de configurar y puedes colocarla donde quieras gracias al sistema de ventosa incorporado.

The post ¿Puedes usar cámaras para el coche? Todo lo que debes saber appeared first on ADSLZone.